Acción de gracias después de confesar

Te doy gracias, Dios mío,
por haberme perdonado mis pecados y recibido de nuevo en tu amistad.
Te pido por los méritos
de tu Hijo Jesucristo
y de su Madre Santísima,
la Virgen María
y de todos los santos,
para que suplas con tu piedad
y misericordia cuanto por mi miseria haya faltado a esta confesión
de suficiente contrición,
pureza e integridad.
Por Jesucristo Nuestro Señor.